martes, 7 de febrero de 2017

Vivir es fácil con los ojos cerrados


VIVIR ES FÁCIL CON LOS OJOS CERRADOS (2013)
ESPAÑA
DIRECTOR: DAVID TRUEBA
NOTA

Todos sabemos que el cine español tiene el lastre que tiene, esa frasesita que muchos sueltan de "yo es que no veo cine español..." meneando la cabeza, cuando tú dices que viste esta o aquella película nacional.
Cine español malo existe, pero igual que en el cine made in Usa, Francia, Asia o donde sea, al igual que cine bueno, cine aceptable y obras maestras.
Todavía puedo entender que alguien directamente pase de un género en concreto porque sencillamente no le guste, pero pasar de cualquier película por su bandera...

"Vivir es fácil con los ojos cerrados" es un ejemplo de esas películas que seguramente cualquiera de los que decíamos al principio pasarían de ella directamente, con solo ver el cartel.
Y peor por ellos, pues se van a perder una bonita historia, con dos actores (Camara y De Molina) esplendidos.
Bonita porque hace una mirada hacía el pasado, ese pasado que pueder ser que algún día, de no (querer) recordarlo, se nos acabe olvidando.
Y eso que aquella España de no hace tantos años, no era precisamente algo precisamente brillante, pero es nuestro pasado, y es bueno no olvidar para no volver a caer en los mismos errores.

Un maestro de inglés en un país/época equivocada, intenta alcanzar su sueño de conocer a Lennon.
En su camino, se encontrarán con otros dos personajes, que por diferentes razones, buscan en la carretera soluciones a sus problemas.

Pese a sus pequeños defectos (un guión algo confuso en algunos momentos), el personaje y la actuación de Cámara mantienen al espectador pegado al visionado, con un papel realmente extrañable, el tipico perdedor/solitario, que aunque intenta hacer las cosas bien, como él mismo dice, todo le sale mal.
El gran descubrimiento, sin duda, fué Natalia de Molina, tanto que su trabajo le valió el Goya a mejor actriz revelación, aunque la película fué realmente la ganadora de esa noche, ya que terminó cosechando 6 premios Goyas, entre ellos mejor pelicula, mejor director y mejor actor principal.


-Adivina que apodo me han puesto los alumnos.
-¿Calvo? ¿Gordo?¿Cuatro ojos?
-Bueno, ya vale...

No hay comentarios: